Realizar algún tipo de actividad física siempre va a ser una de las mejores maneras de mantener nuestra salud en las mejores condiciones. Pero es innegable que practicar un deporte al aire libre es lo mejor y si al hacerlo se le suma la hermosura del mar, es la dupla adecuada de bienestar. Al momento de escoger una actividad que nos beneficie, son muchas las opciones de donde elegir, de manera individual, en pareja o como decidas, siempre será una excelente elección ya que el mar nos provee de grandes beneficios

Algunos de los beneficios de practicar  deportes acuáticos

Realizar un deporte acuático implica poner mayor cantidad de energía a dicha actividad, con lo que se logra potenciar toda nuestra musculatura y la capacidad cardiovascular respiratoria se fortalece ya que los pulmones son empleados con mayor constancia.  Dentro de las actividades se pueden realizar una conjunción de ejercicios tanto de resistencia como anaeróbicos.

Los deportes acuáticos una vez que los prácticas, resultan como un hechizo de amarre de magia roja en el que sólo quieres alcanzar tus objetivos pacientemente, y ver por ejemplo cómo esa persona que tanto deseas a tu lado se acerca a ti serenamente y te pide quedarse contigo para siempre. Y sólo tú sabes que el esfuerzo tuyo a través de un hechizo de amor fue lo que lo atrajo amor a ti. Pues así son este tipo de deportes, te atrapan en lo menos pensado y ya no puedes escapar de ellos, y lo mejor es que son para tu bienestar.

¿Qué se puede practicar en el agua?

Las actividades que se realizan en el agua pueden ser en diversos ámbitos,  en ríos, playas, piscinas, entre otros. Lo importante de ello es saber combinar de forma adecuada la resistencia con  la fuerza y la actividad anaeróbica para potenciar dicha actividad y sacar el mejor provecho.

Son muy variados los deportes a elegir, encontramos bajo el agua: buceo,  nado sincronizado, Submarinismo, fotografía bajo el agua, o saltos. Mientras que fuera del agua se puede elegir entre, el remo, Vela,  esquí acuático, Piragüismo, Surf, entre otros.

Pero estos no son todos, pues en los últimos tiempos se le han sumados diversas disciplinas como el descenso de ríos,  el Jet ski, el Kayak, Esnórquel, Pesca deportiva, Apnea, Natación en aguas abiertas, Parasailing, Bote, Natación con Aletas, Windsurf, Navegación de recreo o deportiva, Bodyboard, Surfing, y otra gran cantidad de actividades acuáticas para elegir.

Deportes acuáticos como terapia medicinal

Los deportes acuáticos resultan una excelente opción a la hora de refrescarse manteniéndose en forma. Si el clima te azota y el color no te deja vida, entonces toma tu mejor equipo y sal a disfrutar del aire libre, el agua y el sol.

La actividad a la que nos someten los deportes acuáticos resulta de gran intensidad ya que se emplean la mayoría de músculos del cuerpo de manera simultánea lo que incluye al corazón y los pulmones.
De la misma manera la fatiga ya no será nuestra aliada día a día, nuestro equilibrio y agilidad se enfocarán de manera correcta, así como se disminuirá la glucosa, la presión arterial y el peligro de alguna enfermedad cardiovascular.